Romper con el pasado en cinco pasos

No es facil romper con el pasado, porque lo pasado forma parte del quienes somos hoy. Pero hay veces que el pasado nos persigue y nos condiciona en el presente como no debiera hacerlo.

Como cuando una relacion termina mal… que intentamos olvidarlo pero no lo logramos, puede incluso estar haciendonos pensar que siempre sera asi, que siempre nos ira mal…

No podemos ser tan debiles, debemos aprender a romper con el pasado para saber avanzar en la vida.

Cuando una relacion termina mal, ya sea de indole amorosa, amistad o laboral; la mayoria de las veces empacamos emocionalmente los elementos que nos constituyen como participes y los alojamos en la parte mas lejana del baul. Evitamos escuchar esas canciones que nos recuerdan los dias dorados, nos desconectamos de los que aun siguen trabajando en ese lugar, desaparecemos de los lugares que frecuentabamos juntos, y en definitiva, hacemos una limpieza del espacio fisico que tiene un interesante correlato emocional. Es como limpiar la casa, sacar la basura y luego volver para disfrutarla. Lo mismo hacemos para desvincularnos de ese mundo al que no pertenecemos.

Sin embargo, no sucede lo mismo con “el pasado”, con ese fantasma que se las ingenia para siempre aparecer en todo momento y a cualquier hora. En muchos aspectos vivimos atrapados a el. No significa que una bocanada de viento fresco no borre la memoria, pero si deberiamos empezar a comprender que vivir mirando para atras es una gran trampa ilusoria que nos frena el paso. Digo ilusoria porque el pasado no existe mas, es solo un recuerdo, una energia prendida en nuestra memoria celular que activamos como la perilla de una lampara toda vez que nos damos vuelta, y volvemos a empezar. Desde atras construyo mi delante; antes de mover una pieza de mi tablero, echo un ojo a los costados a ver si Don Pasado me aprueba la jugada. Y a veces sucede que el cauto ayer nos dice “NO”, “Ten cuidado de hacer eso, porque ya una vez te fue mal”, “Ojo con enamorarte, recuerda que aquel hombre traiciono tu confianza”; en fin, un relato historico.

Pero “romper con el pasado” implica una empresa ambiciosa para tu presente, es la invitacion a replantearte todos aquellos “modos de ser” y  de “sentir” que ya no funcionan para tu vida. Todas las creencias que limitan tu potencial personal, tu capacidad de desarrollo y aprendizaje espiritual.

Vivir atado “al pasado” no solamente es “recordar, añorar lo que paso”, tambien incluye el sistema de interpretaciones que hemos vivido como certezas y nunca hemos sido capaces de replantearnos, todas esas etiquetas impuestas desde la infancia, que hemos corroborado como verdades para nosotros. “Soy celoso”, “soy desordenado”, “soy tonto”, “soy mala para el amor”, “soy timida”, “soy inmaduro”; juicios maestros que se fundan en hechos del pasado y que se han arraigado en nuestras mentes como irrefutables certidumbres.

Cuando a lo largo de los años hemos mantenido estas conversaciones sobre nosotros mismos, hemos alojado nuestro bienestar en una zona de confort a veces incomoda pero conocida; deprimente pero previsible, y impedimos el riesgo del cambio que puede aparejar un fracaso.

Todo cambio siempre incluye una perdida, y aunque traiga resultados positivos, las perdidas no dejan de sentirse. Sin embargo es condicion indispensable para crecer, transformarnos y orillarnos a los seres que anhelamos ser.

Un pasado tiene la experiencia de lo que ocurrio, pero no hay ningun mecanismo que pueda establecer que lo de ayer se pueda repetir hoy.

Por ejemplo, si amamos y nos fue mal, no significa que en el presente tenga que sucedernos lo mismo, no atrevernos a “amar” es una defensa inequivoca, aun no ha pasado nada. Muchas veces estamos parados en la presuncion del devenir, la realidad nos muestra una cara diametralmente opuesta.

Estrategias para el cambio:

  • Piensa y escribe todas las creencias que tienes sobre ti que te limitan, haz una extensa lista. Luego los juicios sobre el amor y el dinero, y nuevamente haz tu lista.
  • Con calma y conciencia lee lo que escribiste, ¿Que dice de ti? ¿Desde donde crees que vienen esos temores?
  • Ahora por cada “Yo soy…” escrito, diras “Hasta ahora yo estuve siendo…” para que comiences a conectarte con la oportunidad del autorediseño.
  • Por cada “No puedo cambiar tal o cual cosa” di “Puedo cambiar tal o cual cosa, solo buscare otras herramientas…”
  • Escribe afirmaciones positivas sobre tu persona, una diaria en un papel o cuaderno y leela antes de dormir y al levantarte.

La  practica hace al monje. La vida que quieres esta en tus manos. Si te entrenas para amarte y aceptarte como lo has hecho con tus habitos autodestructivos ganaras grandes espacios de libertad personal.



275
64
Menéame
Votos: 288

¡Bienvenido sea el dolor si es causa de arrepentimento!
Friedrich Hegel